EnPerspectiva.uy

Entrevista central, lunes 6 de noviembre: Santiago Pereira Campos

Por

Facebook Twitter Whatsapp Telegram

Entrevista con el doctor Santiago Pereira Campos.

facal-v2-banner-en-perspectiva-net

EN PERSPECTIVA
Lunes 06.11.2017, hora 08.27

Video de la entrevista

EMILIANO COTELO (EC) ‚ÄĒEl mi√©rcoles de la semana pasada se puso en marcha una reforma hist√≥rica para la administraci√≥n de la justicia penal en Uruguay. Ese d√≠a, 1.¬ļ de noviembre de 2017, entr√≥ en vigor el nuevo C√≥digo del Proceso Penal.

Las primeras horas estuvieron marcadas por problemas informáticos, edilicios y conflictos sindicales. Así y todo, en estos cinco días se logró el objetivo de resolver en cuestión de horas procesos penales que antes llevaban semanas o directamente meses.

Dejando de lado los inconvenientes puntuales, ¬Ņqu√© implica esta reforma? ¬ŅEn qu√© nos beneficia a nosotros los ciudadanos?

Vamos a pasar en limpio estos asuntos con el doctor Santiago Pereira Campos, profesor titular de Derecho Procesal en la Universidad de Montevideo y vicepresidente del Instituto Iberoamericano de Derecho Procesal.

Para empezar, una aclaraci√≥n b√°sica: ¬Ņqu√© es el derecho procesal penal?

SANTIAGO PEREIRA CAMPOS (SPC) ‚ÄĒEl derecho procesal penal es el conjunto de normas que regulan la tramitaci√≥n de un proceso. Un proceso es una sucesi√≥n de actos jur√≠dicos que tienen cada uno una finalidad y un objetivo, y esa sucesi√≥n de actos conforma el proceso, en este caso el proceso penal. Y el derecho procesal se encarga de estudiar ese proceso y verificar su sistem√°tica y sus consecuencias.

EC ‚ÄĒUruguay ten√≠a un C√≥digo de Proceso Penal que se hab√≠a aprobado en 1981. ¬ŅPor qu√© era necesario modificarlo?

SPC ‚ÄĒEn primer lugar era necesario modificarlo por un mandato de nuestra Constituci√≥n y de los tratados internacionales suscritos por Uruguay, que implicaban la necesidad de un proceso que en primer lugar fuera oral y p√ļblico, y que en segundo lugar tuviera claramente separadas las funciones de quien acusa y quien resuelve, esto es, el fiscal y el juez. Y nuestro proceso no cumpl√≠a con ninguna de estas dos condiciones, y adem√°s estaba llamado a generar un sistema con muchas personas presas sin condena, como efectivamente ocurre hoy.

EC ‚ÄĒEst√°bamos en deuda con la comunidad internacional.

SPC ‚ÄĒEst√°bamos en deuda con nuestra Constituci√≥n en primer lugar y con la comunidad internacional en segundo lugar. De hecho hab√≠amos sido observados en sucesivas oportunidades porque nuestro sistema procesal penal era violatorio del Pacto de San Jos√© de Costa Rica.

EC ‚ÄĒT√ļ tuviste participaci√≥n importante, intensa en los preparativos de la puesta en marcha.

SPC ‚ÄĒS√≠, yo actualmente estoy presidiendo el Centro de Estudios de Justicia para las Am√©ricas (CEJA), un organismo del sistema interamericano, un organismo independiente que se encarga de ayudar a los pa√≠ses en los procesos de reforma de la justicia. A trav√©s de este organismo se capacit√≥ en Uruguay a pr√°cticamente 400 jueces, fiscales, defensores y polic√≠as en una experiencia bastante in√©dita en el pa√≠s, que fue que se capacitara a los cuatro grupos juntos, o sea que trabajaran juntos e interactuaran estos cuatro grupos de actores. Y por otro lado CEJA tambi√©n tuvo una participaci√≥n importante en algunas propuestas de reforma de la versi√≥n inicial del C√≥digo, que terminaron plasm√°ndose en la √ļltima ley que se acaba de aprobar.